Portada del sitio > Español > Latinoamérica y Caribe > CUBA-ARGENTINA - Fidel Castro sobre Adolf Eichmann, Una entrevista que (...)

Investigación: Como la Mercedes Benz colaboró con la dictadura argentina, sexta parte

CUBA-ARGENTINA - Fidel Castro sobre Adolf Eichmann, Una entrevista que (todavía) no tuvo lugar

Gaby Weber

Sábado 28 de abril de 2007, puesto en línea por Gaby Weber

La investigación “Como la Mercedes Benz colaboró con la dictadura argentina” ha sido publicada en siete partes:

- Primera parte: ARGENTINA - La mentira histórica: el criminal nazi Adolf Eichmann no fue secuestrado por el Mossad de Argentina
- Segunda parte: ARGENTINA - “Continuar con el negocio propio". Standard Oil y Adolf Eichmann, El pacto secreto de la industria petrolera con los nazis
- Tercera parte: ARGENTINA - ¿Cómo llegó Eichmann a Israel? ¿Se dejó utilizar Uruguay como base en una operación estadounidense?
- Cuarta parte: ISRAEL-ARGENTINA - Eichmann y el Mossad. El mito del servicio de inteligencia más eficaz del mundo, ¿Del “justiciero noble” al estafador moral?
- Quinta parte: ESTADOS UNIDOS-ARGENTINA - ¿Por qué tanto teatro? ¿Por qué el gobierno de los EEUU estaba interesado en hacer creer al mundo que el Mossad secuestró a Eichmann?
- Sexta parte: CUBA-ARGENTINA - Fidel Castro sobre Adolf Eichmann, Una entrevista que (todavía) no tuvo lugar
- Séptima parte: ARGENTINA - El derecho a la verdad o: ¿cómo forzamos a DaimlerChrysler, Exxon-Mobil, el Mossad y otros a decir la verdad?


Sexta parte:

Gaby Weber (GW): Es bien sabido que era Lothar Hermann quien había sobrevivido al campo de concentración de Dachau y después emigrado a la Argentina, que había descubierto en 1957 a Adolf Eichmann. Había informado primero al fiscal general alemán Fritz Bauer, quien intentó sin éxito convencer al gobierno israelí para que actuara contra el criminal de guerra. Por muchos años casi todos los servicios secretos occidentales conocían el domicilio de Eichmann, el Bundesnachrichtendienst alemán y la CIA. Ellos habían empleado a los Nazis para la lucha en la guerra fría. Incluso el Mossad había utilizado como agente, según los documentos desclasificados recientemente por la CIA, al inventor de las cámaras de gas móviles, Walter Rauff. Debido a esta carencia del interés en Eichmann Hermann había informado también a anti-fascistas en la Argentina. ¿Esta información llegó a Cuba, donde en enero de 1959 la revolución había triunfado?

Fidel Castro (FC): Hmmm ...

GW: Las dictaduras, cuando terminan, dejan siempre un problema: ¿cómo hay que juzgar a los asesinos de los dictadores? Los estados democráticos, casi siempre, prefieren no afrontar la demanda popular de establecer la verdad y de hacer justicia; dictan leyes de amnistía, integran a los ex verdugos a sus propios aparatos de seguridad o simplemente apuestan exitosamente a que los tribunales y fiscalías no resuelvan las causas penales por vía burocrática. Por eso, las sociedades civiles encontraron en los últimos años, particularmente en Sudamérica, una nueva respuesta, el castigo social, el „Escrache “en la Argentina y funa„ en Chile – denunciando públicamente a los torturadores impunes. Según mi investigación, en aquel momento también la sociedad civil Argentina se preguntaba, cómo se podría en el caso del criminal de guerra Eichmann frente al desinterés de todos los estados. ¿Pero a quién podía haber solicitado Hermann y sus amigos ayuda para una operación contra Eichmann? En la Argentina de los años 1959/ 1960 no había ninguna fuerza política capaz de emprender una acción punitiva contra el criminal de la guerra. Eichmann y otros Nazis bien conocidos se presentaron abiertamente. La oposición era peronista, con fuertes simpatías para los Nazis, los comunistas y socialistas hablaban de la revolución pero lo hicieron particularmente en las confiterías. Pero había UN Argentino, que en ese momento había hecho una revolución. Y su padre era fundador de la “Acción Argentina”, que fue fundada en los años cuarenta, en tiempos de guerra, con la ayuda de los Aliados contra la influencia de los Nazis en Argentina: Ernesto „Che“ Guevara. Su padre y, después, también los hijos, participaron activamente en la lucha anti-fascista de los años de la posguerra, cuando vivieron en Alta Gracia.

FC: Hmmm ....

GW: El Che y su padre tenían opiniones diferente con respecto al Peronismo. Su padre vio, por ejemplo, el golpe militar de 1955 contra Perón como una liberación contra el autoritarismo, mientras que otros miembros de la familia Guevara consideraron el Peronismo como una fuerza anti imperialista con un fuerte arraigo en la clase obrera.

FC: Hmmm ...

GW: En todo caso, cuando el primer ministro David Ben Gurion anunció el 23 de Mayo de 1960 que Eichmann se encontraba en detención israelí, me imagino que esta noticia causó una gran sorpresa en Cuba también. ¿Qué se sabe, con los años, sobre los detalles de la Operación Eichmann? ¿Los agentes de la Inteligencia Cubana, trabajando en el exterior, no mandaron a La Habana informaciones que ponían en duda la versión oficial del Mossad?

FC: Hmmm ...

GW: En el envío de Eichmann a Israel, probablemente estaba involucrado William Mosetti, a partir de 1939 trabajando para la Standard Oil en Nueva York y Buenos Aires y desde 1943 trabajó en el ejercito de los EEUU. Después de la Segunda Guerra Mundial volvió a Standard Oil y entre 1960 y 1975 fue Director General de Mercedes Benz Argentina. ¿Es correcto que usted lo conocía personalmente?

FC: Hmmm ...

GW: Según mi investigación, a Eichmann lo trajeron engañado a Uruguay y el 21 de Mayo de 1960 lo metieron en el avión de El Al, rumbo a Israel. Esta acción no puede haber sido realizada sin el conocimiento de la CIA. La oficina de la CIA estaba en la embajada de los EE.UU. en Montevideo y fue conducida en 1960 por Tom Flores y luego por Ned Holman y Gerry O´Grady, escribe el ex agente de la CIA Philip Agee en su libro. ¿Él vive actualmente en Cuba?

FC: Hmmm ...

GW: En 1965, otro criminal de guerra, Herbert Cukurs („el carnicero de Riga”), fue traído, mediante engaño, en un vuelo comercial a Uruguay (desde Brasil). El plan era secuestrarlo y llevarlo a otro país para ser juzgado por sus crímenes durante la Guerra en Letonia. Pero Cukurs muere en la pelea y la aparición de su cadáver en un balneario uruguayo ocupó durante meses las tapas de los diarios. Misteriosamente ni Philip Agee ni Manuel Hevia Cosculluela en su libro “Pasaporte 11333” escriben sobre el hecho. Hevia, ciudadano cubano, se había infiltrado en la CIA en Montevideo, donde trabajó ocho años como agente del servicio de inteligencia cubano y sus informes están en los archivos en La Habana. En su libro, Hevia escribe en la página 64, cómo pudo meterse primero en los grupos políticos de la derecha uruguaya y después en la CIA. Hevia menciona un “representante de la Mercedes Benz para entrevistar a los candidatos, tuve mi entrevista (...) y la impresión del entrevistador era favorable....” Presumo que este representante de la Mercedes Benz era Mosetti, en aquel momento Director General de la automotriz en Buenos Aires. ¿Mosetti ayudó a Hevia a infiltrarse en la CIA?

FC: ¡Coño!

GW: La casa matriz de Mercedes Benz Argentina, DaimlerChrysler en Stuttgart, contrató unos años atrás a un profesor berlinés, Christián Tomuschat, para escribir un informe sobre sus catorce trabajadores desaparecidos durante la dictadura militar Argentina. En este “informe Tomuschat” defiende a la compañía contra el reproche de que el ejército Argentino era el mejor cliente de Mercedes Benz, con el argumento de que la automotriz también tenia excelentes relaciones con Cuba y que había vendido vehículos especiales a la Isla. ¿Qué negocios concretó el ciudadano estadounidense Mosetti, en tiempos del boicot oficial contra Cuba, con Ustedes?

FC: Hmmm ...

GW: ¿Cuándo en Cuba habrá leyes que regulen el acceso a la información? ¿A la información en general, como por ejemplo es Internet, y además a la información de las autoridades estatales? ¿O considera el gobierno cubano la información como propiedad privada que se tiene que proteger contra el propio pueblo?

FC: ¡¡Coño!!

GW: El Che Guevara dijo la frase que „la verdad es siempre revolucionaria “. Y las experiencias del Socialismo Real en Europa Oriental mostraron que reteniendo información impide la formación de la conciencia. La CIA y el exilio cubano en Miami aplicaron desde hace casi cincuenta años todos los métodos legales e ilegales para instalar en Cuba el capitalismo otra vez. Quién puede impedir esto: ¿el gobierno cubano con toda su política reservada o el pueblo cubano? ¿Y qué papel juega en eso la conquista de la verdad histórica que, como sabemos, siempre es revolucionaria? ¿Cuándo Cuba va a abrir sus archivos y publicar los documentos sobre Criminales de Guerra Nazi en América Latina, operaciones punitivas y Mercedes Benz Argentina?

FC: Hmmmmmmmm.

Séptima parte: ARGENTINA - El derecho a la verdad o: ¿cómo forzamos a DaimlerChrysler, Exxon-Mobil, el Mossad y otros a decir la verdad?

Las opiniones expresadas en los artículos y comentarios son de exclusiva responsabilidad de sus autor@s y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la redacción de AlterInfos. Comentarios injuriosos o insultantes serán borrados sin previo aviso. AlterInfos es un medio de comunicación plural con enfoque de izquierda. Busca difundir informaciones sobre proyectos y luchas emancipadoras. Los comentarios apuntando hacia la dirección contraria no serán publicados aquí pero seguro podrán encontrar otro espacio de la web para serlo.

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.